dilluns, 10 de maig de 2010

MEDIA MARATÓN EN MAÑOLANDIA
9 de mayo de 2010


Pues si, ya estoy aquí en Sabadell después de un plácido viaje evitando la autopista y los peajes. Vengo fresco como una rosa y con ánimos renovados después de un relajante “finde” en Zaragoza con Julio y con mi hija.

El sábado por la mañana viaje al cual también se apuntó Julio. Llegada al mediodía y entrada en el hotel de la organización. Un cuatro estrellas a 50 metros de la línea de salida. Eso es un lujo absoluto (A que sí, Julio?). De hecho Julio parecía un cliente más del hotel. Creo que ha estado más tiempo en la habitación que su casa... Después de alojarnos en el hotel. Recogida del dorsal, cañitas y patatitas bravas por la zona haciendo tiempo para que mi hija se arreglara. Después a comer a un restaurante con la familia de Julio (gracias por el convite). Los padres y la hermana pequeña encantadores y hasta diría que cachondos. El menú fue un completo con chupito incluido. Creo que nos liquidamos una botellita de 500cc (y Julio no lo probó).....jajajaa.

Y después para metabolizar la comida visita turística por Zaragoza a cargo del cicerón Julio. A media tarde, una siestecita larga en el hotel para recuperar fuerzas. A las 20:15, habíamos quedado en la salida con Julio y otros corredores de Zaragoza para ir a cenar. Cena típica de corredores: ensaladas, pasta y pizza. Luego a ver los últimos 20' del Barça. Nos metemos en un pub irlandés donde hay tropecientas mil pantallas de todo tipo y condición y donde se podían ver simultáneamente los dos partidos. Mucho forofo merengue pero también bastantes culés. Cuando estábamos en la puerta del pub, el resultado del Barça era de 0-3 y el del Madrid 1-1. Pues nada, a la que entramos ya iban 1-3, y a la que nos ponemos delante de la pantalla, zas... 2-3, y en esas que el Madrid empieza a meter goles sin parar. Aquello parecía una fiesta merengue y yo cada vez más acojonado. Suerte que al final el Barça ganó porqué sino me da algo. Al cabo de un rato, mensaje de 3a para desearme suerte y decir Visca el Barça! Y después para celebrarlo y una vez que el pub se desalojó de forofos iracundos, nos tomamos todos un mojito, menos Julio que como tenía carrera el día siguiente.....Y a las 12 a la camita a descansar aunque hasta las 01:30 no apagué la tele de la habitación viendo los resúmenes de la jornada.


A las cinco de la mañana siento como llueve. No me sorprende porqué esas eran las previsiones. A las 7 suena el despertador. Me arreglo y bajo a desayunar con los keniatas que a la postre serían los ganadores de la carrera. Doy una vuelta por la salida para ver los preparativos y comprobar si sigue lloviendo y la temperatura que hace. No llueve y la temperatura es ideal. Subo a la habitación y a los pocos minutos aparece Julio. Nos cambiamos para la ocasión y visitamos al señor Roca antes de dirigirnos para la zona de salida.


Faltan treinta minutos. Calentamos y nos dirigimos a nuestros respectivos cajones. Julio al sub1h20' y yo al siguiente. A las 9:30 se da la salida, e intento coger un ritmo constante sin apretar mucho, pero el primer km me sale a 4'00". Freno un poquito e intento ir un poco más lento al menos durante los primeros kms para ver cómo me encuentro. La cosa va muy bien. Las piernas van fáciles y me siento muy cómodo. Paso el km 10 en 41'29" (4'09"/km). Buenas sensaciones. Empiezo la segunda vuelta y empiezo a adelantar poco a poco a gente (en la segunda vuelta solo me pasa un corredor). Y poco a poco voy incrementado ligeramente el ritmo. O quizá no, hasta que no vea los parciales del Garmin no lo sabré pero las sensaciones son que voy fuerte y sobrado aunque no me apetece sufrir. Solo aprieto a partir del km 18-19 cuando ya huelo la meta y porqué veo que puedo bajar de 1h27' (mi idea inicial era bajar de 1h30' y acercarme a 1h28'). Al final en los últimos 500 metros tengo que apretar un poco para poder bajar del 1h27'. Tiempo final: 1h26'55" y 146 de la general y 16 de mi categoría. Y sobre todo muy contento porque he llegado muy entero y con muy buenas sensaciones. Creo que hacía más de un año que no tenía tan buenas sensaciones.

Una vez acabada la carrera, vuelta al hotel con Julio donde nos duchamos los dos (eh, primero uno y luego el otro...no jodamos la marrana). Y una vez arregladitos y de paisano volvemos para la entrega de trofeos y para charlar con amigos de Julio. Sobre las 13:00 nos vamos los tres al tubo de Zaragoza para hacer un pequeña ruta de tapas y cervezas que nos sirve a todos como comida. A las 14:00 nos tomamos el café en una cafetería para ver la salida de la F1. Y vuelta al hotel para liquidar el tema económico y salir para Sabadell.
Y como la carrera me ha salido bien, he replanteado mis objetivos. Pensaba que esta sería mi última carrera en ruta antes del verano, a excepción dels Medijocs, pero creo que mañana me apuntaré a Pineda y a los 1000 metros en pista de Gavá.

Ah, y muchas gracias Julio por todo. El año que viene vuelvo seguro (y esta vez con Tensi).